Aumenta producción y exportación de vehículos pesados en agosto

La industria productora de vehículos comerciales y pesados mexicana es referencia a nivel mundial

Octubre 2018. En agosto, la producción de vehículos de autotransporte registró 18 mil 244 unidades, lo que representó un aumento de 21.8 por ciento con respecto al mismo mes de 2017, indicó la Asociación Nacional de Productores, Autobuses, Camiones y Tractocamiones (ANPACT).

En lo que se refiere a las cifras acumuladas, ANPACT dio a conocer que, durante los primeros ocho meses del año, se produjeron 113 mil 453 unidades, es decir, 16.3 por ciento más que durante el mismo periodo del año anterior. No obstante, en comparación con 2015, que es el mejor año de la industria se han producido 17 mil 830 unidades, 13.6 por ciento menos.

Asimismo, se exportaron 15 mil 026 unidades, lo que significó un incremento del 30.5 por ciento, en relación con el mes de agosto del año pasado.

En cuanto a las exportaciones acumuladas, éstas incrementaron 32.54 por ciento alcanzando un total de 96 mil 341 unidades, en comparación con 2017. No obstante, si contrastamos con 2015, lo alcanzado al mes de agosto del presente año, con una disminución del 13.19 por ciento, equivalente a 14 mil 647 unidades.

Miguel Elizalde, presidente ejecutivo de ANPACT, comentó que “la industria de vehículos pesados ha demostrado ser una industria exportadora que cumple con los más altos estándares de calidad y con criterios de seguridad y ambientales de la mayor exigencia”.

El líder industrial enfatizó que “la industria productora de vehículos comerciales y pesados mexicana es referencia a nivel mundial. Somos el primer exportador de tractocamiones, el cuarto exportador de vehículos pesados y el sexto productor de vehículos pesados de carga. Nuestros productos impulsan el autotransporte, la movilidad, la logística y la competitividad internacional. Ahora, con el acuerdo logrado en el TMEC seguiremos trabajando para mantenernos y mejorar nuestro posicionamiento a nivel mundial”.

“Creemos que es necesario que los transportistas, usuarios y la población en general de México, experimenten los beneficios de contar con una flota más moderna. Por ello -añadió- es necesario implementar medidas como estímulos verdes, esquemas de financiamiento, profesionalización del transportista y la constante actualización y supervisión del marco jurídico. Queremos que las unidades de vanguardia que producimos para exportar, también circulen en México y así lograr un autotransporte moderno que sea seguro, amigable con el ambiente y competitivo. De ahí nuestro permanente interés en la disponibilidad absoluta del diésel de ultra bajo azufre”, agregó.